Baradero: Casonas y Paseos Junto al Rio


A orillas del un importante afluente del Río Paraná, Baradero ofrece una hermosa parada para quienes gustan de la pesca y de las tranquilas casonas del interior de Buenos Aires.

Comenzando el recorrido en la entrada al pueblo, la estación de ferrocarril nos aporta la primera postal de estilo moderno con la típica construcción de ladrillos crudos que se aprecia en las estaciones de muchos trenes argentinos. En Baradero, esta es una de las principales vías de acceso a la ciudad a través del servicio que une Retiro con Rosario y funciona diariamente a un accesible precio. El viaje dura en promedio aproximadamente 3 horas y media y ofrece un interesante recorrido por el interior de Buenos Aires, en paralelo al recorrido de la Ruta 9. Muchas casas de fin de semana y otras estructuras linderas a los terrenos del ferrocarril Mitre nos permiten apreciar antes de llegar a Baradero muchos de los paisajes típicamente porteños.

image

Ya en la ciudad, el centro comercial nos ofrece opciones variadas para la adquisión de indumentaria, comestibles y servicios para nuestro viaje, donde encontraremos también varias estaciones de servicio con baños, minimercados y combustible para abastecer nuestro paseo en auto. A través de la avenida San Martín, encontraremos muchas opciones para probar la gastronomía del lugar. Algunos almacenes muy pintorescos que conservan aun hoy las fachadas de fines de siglo nos ofrecerán verduras frescas, fiambres y carnes magras y también una deliciosa repostería. Sobre la calle Thames, encontraremos la rotisería “lo de Juan”, un imperdible rincón de comida que nos hará sentir el sabor de los platos de las abuelas. Riquísimas tartas, empanadas y bocaditos de verdura son parte de las deliciosas opciones que la posada de Juan nos ofrece para iniciar una caminata por el centro urbano. Si en nuestro viaje vamos acompañados de chicos, frente a la estación de trenes encontraremos un acogedor miniparque de diversiones para poder hacer una primera parada, degustar café con dulce y pasar una tarde entre los juegos y peloteros.

Para los que gustan de ritmos folclóricos y música en vivo, a unas 6 cuadras de la estación de trenes encontraremos un restorán de empanadas caseras, creado en una estructura de techo empinado recubierto de paja, donde los sonidos de las guitarras y bombos nos brindarán una interesante experiencia de sonidos acústicos, bailes y platos regionales mientras probamos también algún vino patero dulce de la zona del litoral.

Plaza central de Baradero

image

En la caminata hacia la costanera encontraremos la plaza central de Baradero donde también podremos degustar helados artesanales, medialunas rellenas y café. Una bella postal del boulevar y el club de la ciudad serán también parte de los edificios destacados del casco histórico que encontraremos camino al río. Bajando sobre la vera de la calle hacia la costa, una hermosa arboleda de sauces nos acompañará en los caminos empedrados donde encontraremos varias casonas y posadas de hospedaje. Allí también nos espera un bellísimo paseo por el parque botánico donde centenarias especies de árboles del litoral se encuentran señalizadas, descritas y prolijamente cuidadas para acercarnos a conocer las más lindas especies de la zona húmeda del Río Paraná. En el cruce con la avenida de la costanera, podremos disfrutar de la feria artesanal de las naciones, donde distintos puestos con bebidas y platos de todo el mundo se ofrecen durante el paseo y también del viejo galpón, donde se realizan muestras de arte y expresiones culturales de la ciudad y sus alrededores.

Sobre la costa del río, donde el viejo puente de Baradero se convierte en innegable postal de la ribera, también encontraremos interesantes instalaciones de campings al aire libre para los amantes de la pesca y el acampe natural. Los campings cuentan con servicio de duchas, restoranes y todo tipo de artículos para la pesca, así como también con piletas de natación y parrillas junto a los terrenos de pasto para las carpas. Ver el amanecer en la costa del río, sentir el aroma de los árboles de eucaliptos y dar un paseo en bote por la mañana, son parte de las bellas experiencias que nos esperan en la hermosa y costera Baradero.

Autor: Jorge Gobbi @morrissey

Fotografía: miroab, ..felicitas.., ‘J’

Anterior Ushuaia: La Ciudad del fin del Mundo
Próximo Parque Nacional Talampaya